¿Cómo fortalecer nuestro ecosistema de empresas de base científica-tecnológica?

¿Cómo fortalecer nuestro ecosistema de empresas de base científica-tecnológica?

El diagnóstico es conocido. El financiamiento público para I+D, crecimiento e internacionalización podría ser mayor, el acceso a infraestructura de investigación de punta es limitado y aún estamos al debe en experiencia regulatoria para embarcarnos en el desarrollo frecuente de estudios clínicos más desafiantes. (Fase I: First in Human).

 

Sin embargo, cada vez más vemos que el pool de talento dedicado al emprendimiento en biotecnología, desde el equipo gestor, hasta quienes gestionan la propiedad intelectual y el control de calidad y manufactura, está más maduro y sofisticado.

 

Quizás, lo que falta es una red o comunidad técnica donde podamos hablar de ciencia y de negocios, y así, aprovechemos la masa crítica de profesionales a la que estamos llegando.

 

Para muchos no es misterio que llevo décadas impulsando el desarrollo de capital en redes y ejemplos como RedEncuentros, Redbionova y CHBionegocios lo demuestran.

 

El contar con redes como estas no solo pueden facilitar instancias de prueba de nuevos productos y tecnologías, sino que también se puede aprovechar la misma red para reciclar talentos que hayan intentado emprender, pero que no han tenido éxito de buenas a primeras.
Está claro que no todos los emprendedores científicos son iguales, y por lo mismo, el contar con acceso a expertos y pares que los puedan guiar de manera personalizada sería crucial.

 

El emprender en biotecnología requiere de mucho esfuerzo, tiempo y capital. Sin embargo, al embarcarse en esto con el apoyo de una comunidad, uno aprende más rápido, de más cosas y no se siente solo cuando cree que está llegando al límite. En pocas palabras, ¡juntos estamos mucho mejor que separados!

Deja un comentario

Suscríbete

Ingresa tus datos aquí y entérate de las últimas novedades sobre ciencia y negocios.